28 de agosto de 2011

CRÓNICA PRE-PARTIDO VALENCIA: COMO EN CASA EN NINGÚN SITIO

Tras varias semanas fuera, ausente del baloncesto y del mundo, cuando volví a España no hacía más que contar los días que quedaban para que llegara el partido del día 26. Este partido era especial porque, no como años anteriores que me tenía que haber ido de gira por España, no, éste era en mi tierra, en Valencia, 4 años después.


Ya dos días antes del partido empezaban esos nervios incontrolables, a parte de por ver a Calde de nuevo, por ver a toda la "penyita" y disfrutar de un partido juntos por primera vez, haciendo los planes el día de antes al acabar el otro España - Australia.

Día 26, 8 de la mañana y ya en pie. No íbamos a quedar tan pronto pero conciliar el sueño otra vez no parecía posible, así que preparé todo sin prisa pero sin pausa. Por la mañana había quedado con Jordi, más conocido como @vendri_7. Habíamos quedado en el hotel donde se iban a alojar a eso de las 11:30, yo me retrasé. Google maps me la jugó y me dejó 2 calles atrás, pero al final llegué. Vimos que había 3 personas más esperando y poco a poco fue llegando más gente, pero no más de 20. A eso de las 13:30 vimos aparecer por la Alameda el bus de la Ruta Ñ 2011, el cual llegaba de Murcia. 


Nada más paró, toda la gente se fue hacia el bus, nosotros nos quedamos esperando en la puerta del hotel, sin aglomeraciones. A pesar de que no hubiera mucha gente, los jugadores pasaron volando; mi amigo captó a Sada (para él, "presidente"), mientras le hacía la foto pasó Calde y eso que me vio y me reconoció. Los demás siguieron pasando dentro del hotel pero él se esperó a saludarme. Como no, los nervios son traicioneros y sólo me salió un "nos vemos esta tarde" a pesar de que le hubiera dicho mil cosas más.


Hicimos tiempo hasta la hora del partido: subimos las fotos, fuimos a comer, y andando hasta el pabellón. A las 17:00 habíamos quedado con gente de la familia "taronja" ya que aunque fuera un partido de la selección, la mayoría de allí éramos de las peñas: granota, tredici, Savanovic... y la nuestra, Rafa Martínez. Estuvimos hablando un rato, de las pancartas y de las fotos y los comentarios en twitter sobre todo. Aunque fuera a este partido por ver jugar a Calde más que nada, este partido tenía "dueño", y ese dueño era Víctor Claver. Su casa le esperaba y su recibimiento tenía que salir a la perfección ya que necesitaba el cariño y apoyo de su afición.


Se hacía la hora de la llegada de los jugadores, muy abarrotados los alrededores de la Fonteta para recibirlos. Primero llegaron los de Australia, con dos claros protagonistas: Matt Nielsen, ex-taronja, muy aclamado por la gente; Andrew Ogilvy, aunque menos conocido, futuro de nuestro equipo y había que mostrarle el apoyo desde el inicio. 10 minutos más tarde llegó España: ni Gasol, ni Navarro, ni Ricky... no, el más aclamado fue "el capi" Víctor Claver.




Continuará con el partido y post-partido...