30 de noviembre de 2014

SEMANA 1: Sixers, Rockets, Mavericks y Thunder


Philadelphia 76ers 83-91 New York Knicks (4-10)
3 puntos (0/3 T2, 1/3 T3), 3 rebotes, 3 asistencias, 2 robos, 1 pérdida y 1 falta en 21:03 minutos.
El esperado debut de Calderón con los Knicks se hizo esperar algo más de lo previsto con una lesión en el gemelo que, al principio, no parecía tener mucha importancia. Tras algo más de tres semanas de recuperación desde que recayó en el calentamiento del partido contra los Bulls, José por fin pudo debutar el sábado 22 en el Madison frente al que hasta ahora es el peor equipo de la liga, los Sixers. Tras sólo un entrenamiento completo realizado con el equipo el día anterior, se vistió de corto en un encuentro que le sirvió para ir cogiendo ritmo de competición después de tanto tiempo.

José salió de inicio junto con Shumpert, Melo, Acy y Dalembert, el más que probable quinteto que usará Fisher habitualmente. Como era de esperar, los Knicks se fueron rápidamente en el marcador en el primer cuarto y pudieron mantener la distancia hasta el descanso, con 39-46 en el marcador. Calde jugó la mayoría de minutos en esta primera parte.

Tras el descanso, en el tercer cuarto, la ventaja local se fue ampliando poco a poco hasta alcanzar más de veinte puntos de ventaja, llegando 54-71 al final de éste. Aunque en el último se dejaron llevar, el equipo de Philadelphia pudo bajar de los diez de diferencia, aunque no parecía que pudieran remontar el partido por completo pese a las numerosas oportunidades. Finalmente la victoria se quedó en casa.


Tras el partido, Calde habló sobre sus sensaciones.

"No importa que sea Philly u otro equipo. Es difícil cuando estás en una racha negativa, pero también es difícil para nosotros. Es difícil jugar de la forma en la que estamos jugando, así que una victoria es una victoria. Llegarán mejores cosas, seguro. Estoy feliz, estoy sano y todo va bien, así que muy contento de por fin poder jugar. Ganamos, eso es lo más importante. Me noté con falta de práctica, como esperaba, pero bien, no me ha molestado en absoluto".

Sus compañeros Melo y Shumpert y su entrenador Fisher tuvieron algunas hacia él.

Shumpert: "No se apresura en hacer las cosas, nunca parece alterado... No le molesta nada. Sabe que siempre hay otro partido, otra posesión, otro cuarto. Sólo piensa en la siguiente jugada. Mantiene calmado a todo el mundo".

Melo: "Me encanta, me encanta tío. No creo que haya nada mejor que jugar con grandes bases. José sabe cómo organizar el ataque, especialmente uno como éste. Su IQ en la pista es muy alto. Es algo que hemos echado de menos".

Fisher: "José ha estado bien hoy, fueron 21 buenos minutos. Podría haber jugado más si hubiese sido necesario. Es nuestro quarterback, nos ayuda a crear jugadas. Es un jugador que une, generoso, y eso es contagioso".

New York Knics 86-91 Houston Rockets (4-11)
9 puntos (2/4 T2, 1/3 T3, 2/2 TL), 1 rebotes y 5 asistencias en 25:36 minutos.
Los Knicks empezaban una gira de tres partidos por el Oeste ante unos Rockets sin Howard. Calderón empezó mejor en el tiro que el primer partido, y aunque sólo habían pasado dos días, se le veía con mejor ritmo. Aun así, los Rockets se escaparon pronto en el marcador y el primer cuarto se convirtió en un "duelo de líderes", Carmelo contra Harden, y que terminó con un marcador muy igualado, 26-27 para los locales. El segundo cuarto fue otra historia. Como viene siendo algo habitual, nos costaba mucho anotar y los Rockets volvieron a irse. Cuando peor parecían ir las cosas, a dos minutos del descanso, tras anotar una canasta asistida por Calde, Melo se lesionó de la espalda y no pudo volver a jugar en todo el partido. Y entonces, cuando menos se esperaba, llegó la reacción. Un parcial 7-0 antes del intermedio pasamos hizo que pasáramos de ir doce abajo a sólo cinco puntos, dejando el marcador 46-51.

Y el parcial siguió durante la segunda parte, llegando hasta el 13-0. Calde anotó cuatro puntos, un tiros y dos libres, y fue cambiado por Prigioni al ecuador del tercer cuarto. Hasta el final de éste, se fue intercambiado el mando del partido durante prácticamente cada opción que acabara en canasta y se llegó al final empate a 69. Sorprendentemente, los Knicks no decayeron al inicio del último cuarto y se fueron seis puntos arriba, pero rápidamente fueron contestados por un parcial del equipo de Houston y Motiejunas volvió a darles ventaja. A partir de ahí, fue un continuo recital de Harden... yendo a la línea de tiros libres. Finalmente los Knicks cayeron por cinco puntos, bien si ves el rival y que Melo no pudo continuar, mal por las sensaciones de haber podido hacer más en el último cuarto.


New York Knicks 102-109 Dallas Mavericks (4-12)
21 puntos (0/4 T2, 7/9 T3), 10 rebotes, 4 asistencias, 2 pérdidas y 3 falta en 38:28 minutos.
La vuelta de Calde a Dallas tras el traspaso. Con las bajas de Felton y Nelson, los Mavs sólo tenían a Harris y Barea disponibles para la posición de base. Los Knicks empezaron muy enchufados, liderados por Calde con la ausencia de Melo, que anotó 9 de los 20 primeros puntos del equipo de NY. Aunque la ventaja llegó a ser de 10 puntos, los Knicks se fueron dominando el primer cuarto 24-19. En el segundo cuarto se igualó más el partido, y aunque la ventaja iba alternando, al descanso los Mavericks se fueron 4 arriba en el marcador.

Tras el descanso, a la fiesta triplista de Calderón se unió Prigioni, que entró por primera vez en el partido y apareció cuando parecía que el equipo de Texas se marcharía definitivamente. Ya con el último cuarto en juego, parecía que ninguno de los dos equipos quería ganar el encuentro. Tras más de dos minutos sin anotar, Tim inauguró el marcador. Nowitzki, que junto a Chandler había sido el encargado de mantener a su equipo, siguió con sus tiros imposibles, uniéndose también Ellis, que por problemas de faltas no había estado muy metido. A menos de tres minutos para el final, los Mavs se fueron 83-88, pero entonces volvió a aparecer Calderón, anotando dos triples consecutivos que volvieron a poner a los Knicks por delante. En las acciones siguientes se volvió a cambiar la ventaja de equipo, y a menos de un minuto para el final, un alley oop de Amare y un tiro libre fallado por Harris dejaron la última posesión en manos de JR, que anotó un canastón inverosímil para llevar el partido a la prórroga. En ésta, parecía que se podría aguantar, pero los dos últimos minutos condenaron al equipo que no pudo llevarse la victoria que merecían.
Récords personales conseguidos:
  • Primer doble-doble con puntos-asistencias (sin contar los dos triples-dobles)
  • Primer partido con 20+ puntos y 10+ rebotes
  • Iguala máximo número de triples convertidos en un partido NBA (7)
  • Iguala máximo número de rebotes ofensivos en un partido NBA (3)



New York Knicks 78-105 Oklahoma City Thunder (4-13)
3 puntos (1/2 T2, 0/3 T3, 1/1 TL), 1 rebote, 1 asistencia y 2 pérdidas en 22:53 minutos.
Un partido sin mucha historia. La vuelta de Westbrook hizo mucho daño a los Knicks, que llevaban un récord parecido a su rival tras las bajas de sus dos estrellas. El partido se resolvió en el primer cuarto, que terminó 13-30, y se fue ampliando la desventaja hasta el último.
GALERÍA DE FOTOS